Un juez de Tarapoto ordena detener investigación por drogas a ‘Eteco’

Un juez de Tarapoto ha paralizado un megacaso de tráfico ilícito de drogas y colaboración con el terrorismo que se había iniciado hace algunos meses en Lima. El magistrado César Mariano Méndez Calderón le ordenó al grupo especial de Inteligencia Orión de la Policía Antidrogas y a la Fiscalía contra el Crimen Organizado “el cese inmediato de todo acto de investigación que viene realizando contra Miguel Arévalo Ramírez”, alias ‘Eteco’.

En julio de 2018, el fiscal de Crimen Organizado, Álvaro Rodas, y el policía de la Dirección Antidrogas del Perú Walter Lozano iniciaron una investigación reservada contra el clan ‘Eteco’. La sospecha no radica únicamente en el tráfico de drogas, sino que, para poder realizar el ilícito negocio, el clan –que lleva el apodo de su presunto cabecilla– tuvo que financiar al grupo terrorista Sendero Luminoso afincado en el Huallaga a finales de los años 80 y durante los 90.

Una vez enterados de la situación, los abogados de Miguel Arévalo interpusieron un hábeas corpus en favor de su cliente para paralizar la investigación, y consiguieron que el juez Méndez admita la medida en diciembre pasado.

Pasaron diez meses, y después de que este diario informara (16/10/2020) que el caso, que había estado paralizado por la pandemia, se reactivaba, el juez Méndez decidió oportunamente darle la razón a ‘Eteco’ y parar toda pesquisa contra el sospechoso de narcotráfico.

COMPRA TIEMPO

“Si bien es cierto que se le incrimina la comisión de un nuevo delito, que es colaboración con el terrorismo, sin embargo, la actividad ilícita principal que se le imputa en esta investigación es nuevamente ser parte de una presunta organización criminal dedicada a actividades de tráfico ilícito de drogas a escala internacional, liderada presuntamente por él e integrada por miembros de su familia y hombres de confianza, imputaciones fácticas que ya habían sido objeto de investigación y archivo… ostenta la calidad de cosa decidida”, señaló en su resolución el juez de Tarapoto.

“No se evidencian deficiencias en la anterior investigación”, añadió el magistrado.

Esta decisión judicial será apelada por la Fiscalía, pero, mientras tanto, el sospechoso Arévalo Ramírez podrá tener tiempo para decir que todos sus casos han sido archivados por la justicia peruana.

No es la primera vez que este magistrado está involucrado en un caso así. En mayo de 2019 también declaró fundado un hábeas corpus en favor de un investigado por corrupción en la ciudad de Tumbes, quien cumplía prisión preventiva.

ABERRANTE Y PREVARICADOR

Para Álvaro Rodas, “es una aberración la decisión del juez. Nos sorprende que un magistrado se preste para este juego. Le hemos mostrado evidencia de la participación de alias ‘Eteco’ en el tráfico de drogas”, señaló el fiscal del caso.

“Lo más sorprendente es que el juez interpreta que la resolución de archivo es por falta de ilicitud. Es una barbaridad, es para justificar que no exista la reapertura. Nosotros, en enero de 2020, hemos reabierto esta investigación por terrorismo y así hemos encontrado más carpetas fiscales, como una de 2013 que estaba en mi mismo despacho, pero con otro fiscal. Es una prevaricación mayúscula. Jamás he visto una resolución de esa naturaleza”, añadió.

“Lo primero que voy a hacer es quejar al juez y apelar. La investigación quedará suspendida y no se sabe en cuánto tiempo podría resolverse una apelación en una sala en la región San Martín”, finalizó.

La procuradora antidrogas Sonia Medina también señaló que el juez se ha equivocado garrafalmente. “Este es un nuevo caso por colaboración con el terrorismo. El juez debió aclarar de qué manera se le han vulnerado los derechos a Miguel Arévalo Ramírez”, dijo.

TENGA EN CUENTA

  • La pesquisa del caso ‘Eteco’ tiene alrededor de 11 testigos, decenas de escuchas legales y fotografías que hacen que Arévalo sea investigado por tráfico de drogas.
  • En la Fiscalía el caso ha sido denominado como caso ‘Tunche’ y se abrió en julio de 2018.
  • Arévalo Ramírez ha demandado a los periodistas que han investigado su caso. Pero los casos han salido a favor de los reporteros. Aunque este continúa apelando.

Fuente: Perú21