Todos los locales de votación ya son resguardados por policías y militares

La jornada electoral inició a las siete de la mañana en todo el Perú. Más de 25 millones de ciudadanos acuden a las urnas para elegir, entre los candidatos Pedro Castillo y Keiko Fujimori, al próximo presidente de la República.

Con el fin de resguardar la seguridad durante los comicios, cerca de 106.000 miembros de la Policía Nacional del Perú (PNP) y 61.000 de las Fuerzas Armadas fueron distribuidos en los locales de votación implementados por la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).

El comandante general de la PNP, César Cervantes, anunció que se desarrolló un programa que monitorea en tiempo real todas las incidencias que puedan suscitarse durante los sufragios.

“La Policía Nacional garantiza unas elecciones libres y pacíficas en los 11.673 locales. Desde el día viernes en horas de la noche ha activado su sistema de seguridad. Antes, durante y después. Da la garantía, seguridad, paz y orden social para que todos los ciudadanos ejerzan su derecho en esta fiesta democrática”, resaltó en Latina.

“Hasta el momento han sido detenidos 138 ciudadanos por delito fragante”, agregó.

El sábado 6 de junio, el ministro del Interior, Jose Elice, recalcó que la PNP garantizará la seguridad durante la segunda vuelta y que, de igual forma, podrán ejercer su derecho de sufragio.

“Este domingo 6 de junio todo el personal de la PNP, tanto oficiales como suboficiales, se encuentra en estado de alerta máxima. No obstante, tiene garantizado el pleno ejercicio de su derecho de sufragio, tal como ocurrió durante la votación en la primera vuelta”, escribió en Twitter.