Sus padres mueren, queda a cargo de tres hermanos menores y rateros le vacían casa

A sus 26 años, Karina Ayala tiene una gran responsabilidad que hasta el momento ha sabido llevar. Sus padres murieron, ella se quedó al cuidado de sus tres hermanos y tiene una pequeña hija. Trabaja para mantenerlos, pero el hampa le dio un fuerte golpe al corazón y a los bolsillos al robarle dos televisores y e igual cantidad de laptops de su casa.

Ella contó a Trome que, a las 3:50 de la madrugada, dos sujetos vestidos de negro y con mascarillas llegaron en un auto gris y treparon la puerta de su vivienda, ubicada en la cuadra uno del jirón Tiahuanaco, urbanización Tahuantinsuyo, enIndependencia.

El vehículo, conducido por un tercer pillo, se quedó estacionado en el frontis.

La agraviada muestra el lugar por donde los rateros treparon para ingresar a su casa. | Foto: Andrés Paredes / Trome / Grupo El Comercio
La agraviada muestra el lugar por donde los rateros treparon para ingresar a su casa. | Foto: Andrés Paredes / Trome / Grupo El Comercio

“Destornillaron el televisor recién comprado, de 65 pulgadas, que estaba en la sala, subieron al segundo piso, encañonaron en la cabeza a mis hermanitos de siete y ocho años. Se llevaron otro televisor, que estaba en el cuarto de ellos, y dos laptops, valorizadas en ocho mil soles”, precisó la joven, quien también es estudiante de enfermería.

Sucedió mientras Karina dormía con su hermana discapacitada de 13 años e hija de dos años en el tercer piso. Todo habría durado alrededor de diez minutos. Ella no escuchó nada y recién se enteró del hecho en la mañana.

“Mis hermanitos se quedaron callados por el susto. Al bajar vi que no estaba el televisor y ahí me contaron. Estaban temblando”, agregó.

En este carro llegaron los 'robacasas'. | Reproducción de vídeo
En este carro llegaron los ‘robacasas’. | Reproducción de vídeo
Se llevaron el televisor recién comprado de la sala. | Foto: Andrés Paredes / Trome
Se llevaron el televisor recién comprado de la sala. | Foto: Andrés Paredes / Trome

Este hurto es un duro golpe para ella pues el año pasado su padre falleció de una enfermedad y, en abril de este 2021, su madre partió tras contagiarse de la COVID-19. Desde entonces se quedó a cargo de sus hermanitos.

Los vecinos exigieron mayor seguridad a las autoridades pues los rateros serían los mismos que, días atrás, en la misma cuadra, han robado en un carwash y en la casa aledaña, donde realizan trabajos de construcción. También habrían desmantelado un vehículo y robaron el celular a un joven en la puerta de su casa.

La Policía del distrito realiza las pesquisas para ubicar, identificar y capturar a los responsables.

Un auto estacionado al lado de la casa también fue víctima del hampa días atrás. Se llevaron la batería. | Foto: Andrés Paredes / Trome
Un auto estacionado al lado de la casa también fue víctima del hampa días atrás. Se llevaron la batería. | Foto: Andrés Paredes / Trome

Fuente: Trome