Suelos no compactos en Lima y Callao amplifican las ondas sísmicas

Un informe técnico del Instituto Geofísico del Perú (IGP), organismo adscrito del Ministerio del Ambiente (Minam), basado en el sismo (M5) del 19 de abril último en Chilca, provincia de Cañete, reveló altos niveles de sacudimiento de diversos tipos de suelos en los distritos de Lima y Callao.

Los expertos de dicha institución observaron que estas tierras amplifican el sacudimiento del suelo al paso de las ondas sísmicas y, por ende, a las infraestructuras (viviendas), construidas en su mayoría de manera informal.

El documento señaló que los suelos de Villa El Salvador, Chorrillos y San Juan de Lurigancho, están compuestos por arenas arcillosas y eólicas (desprendidas y transportadas por efectos del viento), además de suelos de rellenos.

Hernando Tavera, presidente ejecutivo del IGP indicó que, ante la ocurrencia de un movimiento telúrico, las ondas sísmicas en los suelos de estos distritos se amplifican pudiendo generar deslizamientos, asentamientos, licuación de suelos e inestabilidad en las infraestructuras.

Por ejemplo, señaló que en Villa El Salvador, ubicado a 44 km de distancia de Chilca, y en San Juan de Lurigancho, a 72 km, el alto nivel de sacudimiento registrado a la ocurrencia del sismo del 19 de abril, dependió básicamente del comportamiento dinámico de los suelos. En similar situación estarían los suelos costeros de Ventanilla y Callao, agregó.

Estaciones acelerométricas

El estudio considera los registros de 57 estaciones acelerométricas: 25 de la Red Sísmica Nacional del IGP, 27 de la UNI-CISMID y 5 del Colegio de Ingenieros del Perú y de SENCICO.

Las mayores aceleraciones se registraron en Comas-Independencia-San Juan Lurigancho (entre 27 cm/s ² y 38 cm/s²); en La Molina (entre 19 cm/s² y 34 cm/s²), en Villa El Salvador (entre 30 cm/s² y 43 cm/s²), mientras que en Punta Negra (39 cm/s² y 43 cm/s²).

Ante esta situación, el titular del IGP destacó que, dada la calidad de los suelos en algunas zonas de Lima y Callao, las construcciones de viviendas deben contar con la supervisión y/o recomendación de especialistas, se informó a INFOREGIÓN.

Fuente: inforegion.pe