Sector construcción en crisis solicita al Ejecutivo fortalecer la inversión pública

El Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) dio a conocer las cifras del desempeño de diversos sectores económicos en el segundo trimestre del presente año, y construcción es uno de casos más urgentes, debido a su lenta recuperación.

En junio, la caída en inversión en construcción fue de 44,64%, asociado al menor consumo interno de cemento (-32,82%) y la reducción del avance físico de obras públicas (-84,54%). En cuanto a empleo, INEI dio a conocer que entre abril y junio de este año hubo una reducción de 67,9% con respecto al mismo periodo del 2019. La caída más fuerte en todos los sectores económicos.

Ante este panorama, Humberto Martínez, presidente del Consejo Directivo de la Cámara Peruana de Construcción (Capeco), confirmó que el sector ha caído alrededor del 40% en los primeros cinco meses del año. Y en el sexto mes cae un poco más. Esto se debe básicamente a que la construcción ha estado detenida durante varias semanas.

“Prácticamente la obra pública no ha avanzado mucho, dado que en varios casos los contratantes no se ponen de acuerdo con los contratistas respecto a los costos adicionales que generó la pandemia y por ello, no todas las obras se han reiniciado”, comentó Martínez.

Otro problema, explicó, es que en muchas comunidades locales no permiten que se inicien los trabajos por el temor que lleguen trabajadores de otras regiones y los contagien.

Más bien, los motores que han ayudado al avance en el sector han sido la vivienda formal y autoconstrucción. “Aun así, vivienda también enfrenta dificultades, porque las ventas se han reducido como se esperaba. Probablemente, cerremos el año, con un número de unidades vendidas inferior al 2019, alrededor del 20% menos, con respecto al año pasado”, sostuvo.

Y con respecto al segmento de vivienda social, que más se proyectaba a crecer, también caería. Sobre la baja del empleo en el sector, Martínez argumentó que esto confirma que las medidas del gobierno no son las adecuadas, son insuficientes y están mal implementadas.

MEDIDAS URGENTES
Ante la situación crítica del sector construcción, Capeco hizo una serie de propuestas el Ejecutivo para fortalecer la inversión pública, más allá de los mecanismos anunciados por el gobierno como Arranca Perú y Reconstrucción con Cambios.

La idea, explica Martínez, es facilitar que los contratantes en los tres niveles de gobierno puedan alcanzar el consenso con los contratistas respecto de los costos adicionales de la pandemia. Porque más nos está contando que las obras estén paradas, que los costos adicionales que están en discusión.

Otro paso urgente es que se impulse la vivienda formal. “Nos parece bien que el gobierno apoye la política de construcción con el programa Sitio Propio, que ayuda mucho a las familias, pero ese es un paliativo, y lamentablemente se ha convertido en la principal estrategia del gobierno para tener más vivienda, y eso está mal”.

“La pandemia está demostrando que tenemos ciudades muy mal desarrolladas, básicamente por la gran cantidad de inversión de terrenos que tenemos y por la poca planificación adecuada de servicios. Si siguen promoviendo que se titulicen las invasiones, lo único que se está haciendo es darle más incentivo a los invasores”, añadió el titular de Capeco.

Por último, señaló que el sector inmobiliario tiene una serie de proyectos listos para ejecutarse, pero necesitan de un financiamiento, “y el que tiene la llave es el gobierno a través del MEF”.