Procurador del Ministerio de Justicia: “Vacancia por incapacidad moral no es un mecanismo de control político”

El procurador público especializado en materia constitucional del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, Luis Alberto Huerta, pidió al Tribunal Constitucional (TC) que se pronuncie a la brevedad a favor de la medida cautelar que ha presentado el Ejecutivo para que se paralice el trámite de la moción de vacancia por incapacidad moral contra Martín Vizcarra, al considerar que esta herramienta no puede ser utilizada como control político.

“Lo que se pide al Tribunal Constitucional es que resuelva esta incertidumbre jurídica que existe sobre qué se entiende por permanente incapacidad moral. Ese es el debate jurídico. Lo que señalamos es que lo que no puede ocurrir es que sea un mecanismo de control político. Esa no es la finalidad. Tiene que ser un supuesto objetivo, no un supuesto que entre en debate e interpretación. Debe ser como una renuncia, una muerte o una destitución que son objetivos”, dijo Huerta ente la prensa.

El procurador dio estas declaraciones tras presentar formalmente ante mesa de partes del TC la demanda competencial y la medida cautelar que había anunciado el Gobierno el fin de semana, luego que el pleno del Congreso admitiera a trámite una moción de vacancia contra Martín Vizcarra como consecuencia de la difusión de audios en los cuales participa el mandatario y personas cercanas de su entorno, como Mirian Morales y Karem Roca (secretaria general y asistente del despacho presidencial respectivamente).

“Lo que se alega (en la demanda competencial) es que existe un uso indebido por parte del Congreso de la República respecto a su facultad de declarar vacancia por permanente incapacidad moral. Se alega que este mecanismo está siendo usado como una forma de control político contra el Poder Ejecutivo cuando esa no es la finalidad del artículo 113 (de la Constitución)”, reiteró el procurador.

“Va a servir para que todos los demás gobiernos, en adelante, tengan la seguridad de que en los 5 años por los cuales han sido elegidos van a poder desarrollar sus actividades sin la amenaza de un uso indebido de la vacancia por una arbitraria invocación de la incapacidad moral permanente”, añadió.

El procurador del Ministerio de Justicia exhortó, en esa línea, que el tribunal se pronuncie a la brevedad, ya que se ha programado para el viernes de esta semana que Martín Vizcarra ejerza su defensa ante el pleno.

“Si bien hay un plazo legal, creo que los miembros del TC han tomado conciencia, se han dado cuenta del problema y esperamos que en esta semana se resuelva el pedido de medida cautelar, se suspenda el proceso correspondiente a la vacancia hasta que el TC se pronuncie […] Tenemos completa confianza porque este es un TC a favor del control […] Este tribunal ha demostrado que ante temas importantes no se da media vuelta, sino que los afronta”, manifestó Huerta para luego asegurar que pedir celeridad en los plazos no puede ser interpretado como una medida de presión de parte del Gobierno sobre los magistrados.