Plan multisectorial refuerza prevención en los comercios

El plan de operaciones multisectorial Fiscalizando por la Salud 2020 empezó ayer con la fase marcha blanca en los distritos de Los Olivos, Comas, Carabayllo y Puente Piedra, donde las autoridades visitaron mercados, hostales, restaurantes, paraderos, terrapuertos y otros para orientar a sus administradores sobre las medidas preventivas. 

A partir de la segunda semana de setiembre se iniciará la siguiente fase de este plan, que comprenderá operativos de fiscalización de los municipios, con apoyo de las fuerzas del orden, y se procederá a la aplicación de multas y la clausura del local, de ser el caso.

El jefe del Gabinete, Walter Martos, junto con el ministro de Defensa, Jorge Chávez, y el alcalde de Los Olivos, Felipe Castillo, participó en el lanzamiento de este plan de control.

Explicó que esta acción empieza en Los Olivos, Comas, Carabayllo y Puente Piedra porque registran un alto nivel de contagios por covid-19.

“Con base en esta experiencia potenciaremos el plan en los conos Sur, Este y todos los distritos donde haya mayor cantidad de contagiados, y se repetirá a escala nacional”, afirmó.

Ser firmes

El ministro de Defensa, Jorge Chávez, señaló que dicha estrategia contará con el apoyo de los miembros de las Fuerzas Armadas.

“Nuestras Fuerzas Armadas, en complemento al trabajo realizado por los equipos de fiscalización y nuestra Policía Nacional, apoyarán en esta tarea”, manifestó en la ceremonia de presentación en Los Olivos.

Señaló que el apoyo que brindarán las FF. AA. coincide con el trabajo coordinado que ejecuta la Policía Nacional con fiscalizadores municipales de los cuatro distritos de Lima Norte en mención, así como con instituciones públicas, como Sutran, Sunafil y ATU.

Explicó que en la segunda fase, las municipalidades podrán fiscalizar los establecimientos donde previamente se orientó y levantó información para verificar si se adecuaron los protocolos sanitarios. Si persisten observaciones, se procederá con la clausura y las multas correspondientes.

“En el marco de la estrategia y el complemento de lo que se viene llevando a cabo, está la tarea de ser firmes en la fiscalización y en cada una de las actividades para el cumplimiento de las normas de bioseguridad y también el cumplimiento en cada concentración de personas para la mitigación del virus”, precisó.

Fiscalizando por la Salud 2020 es un plan que tiene como objetivo supervisar que las tiendas, mercados, centros comerciales y el transporte público acaten las normas y protocolos de bioseguridad para evitar la propagación del covid-19.

Operativos

El plan demandará la intervención de 2,400 funcionarios, entre agentes de la Policía Nacional del Perú (PNP), Fuerzas Armadas, municipios y otras entidades del Estado, que realizarán operativos conjuntos para orientar, sensibilizar y fiscalizar a comerciantes y al público consumidor.

Durante la labor de sensibilización en los distritos de Lima Norte se levantó información sobre el cumplimiento del uso de mascarilla, alcohol en gel y medidas para garantizar el distanciamiento social.

No obstante, durante la segunda fase, esa labor continuará de forma progresiva en otros distritos de Lima, Callao y el interior del país, donde las fuerzas del orden y fiscalizadores seguirán entrevistándose con los encargados de estos negocios y constatarán el acatamiento de las medidas preventivas.

El comandante general de la PNP, general Orlando Velasco, recalcó al respecto que estas acciones apuntan a fortalecer la capacidad de fiscalización de los gobiernos locales a escala nacional e instruir a los responsables de estos comercios y a los consumidores.

ATU se suma

La presidenta ejecutiva de la Autoridad de Transporte Urbano (ATU), María Jara, señaló que su institución se une a la estrategia Fiscalizando por la Salud 2020 para reforzar las medidas preventivas y hacerle frente al coronavirus.

“Operadores de transporte y usuarios conocen las normas de bioseguridad y deben respetarlas. Es importante que los pasajeros tomen conciencia del riesgo de no usar protector facial o prestarse uno ajeno”, dijo. Recordó que la entrega del subsidio económico está condicionada al cumplimiento de los protocolos de bioseguridad. “Las empresas que incumplan estas normas no podrán acceder al apoyo”, advirtió Jara.

Fuente: El Peruano