Niña con difteria recibió dosis completa de antitoxina diftérica para su tratamiento

La niña de cinco años diagnosticada con difteria el 27 de octubre recibió la dosis completa de antitoxina diftérica. La menor permanece internada en el Hospital Nacional Dos de Mayo, desde el lunes.

El Ministerio de Salud (Minsa), a través de su cuenta de Twitter, detalló que la antitoxina llegó a nuestro país a las 7:20 p.m. del jueves, procedente Colombia, y en 18 minutos estuvo en el referido nosocomio situado en el Cercado de Lima.

Remarcó que la llegada de este producto para el tratamiento de la difteria fue posible a las gestiones realizadas por el Minsa y la Organización Panamericana de la Salud (OPS), con el apoyo de la Policía Nacional en el traslado.

Un equipo de profesionales de la salud del Hospital Nacional Dos de Mayo lideró el procedimiento y continuará monitoreando el estado y tratamiento de la menor.

El pasado 28 de octubre, el doctor José Bolarte, jefe de Epidemiología del Hospital Nacional Dos de Mayo, mencionó en diálogo con TV Perú que la infante es monitoreada por especialistas a diario.

Asimismo, detalló que el Ministerio de Salud (Minsa) tomó pruebas a los integrantes de la familia de la niña con difteria como parte de la activación de la alerta epidemiológica, debido a que estuvieron en contacto con la paciente.

“Está en estudio [la evaluación de los familiares]. Ellos han calificado como contactos. Al niño menor de 1 año se le ha calificado de sospechoso por el contacto. El Ministerio de Salud está investigando y se les ha tomado pruebas y estamos a la espera del resultado de las pruebas”, indicó.

¿Qué es la difteria?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la difteria es una enfermedad infectocontagiosa aguda producida por el Corynebacterium diphteriae, que se caracteriza por la aparición de manchas blanquecinas en la garganta, faringe, laringe o nariz, que se extienden rápidamente y forman membranas que impiden el paso del aire a los pulmones.

Su transmisión es igual que otros males respiratorios: por microgotitas que se expulsan al toser o estornudar, y se requiere un contacto cercano. Si la persona no está vacunada se encuentra en riesgo de contagio.

Fuente: Perú21