McDonald’s ha dejado de vender ensaladas en 3.000 restaurantes de Estados Unidos ante la posibilidad de que la lechuga que utilizan esté contaminada, según informa la CNN. Una enfermedad intestinal que podría estar vinculada a ensaladas vendidas en sus restaurantes del Medio Oeste estadounidense ha causado vómitos y diarrea a decenas de consumidores, según han informado este jueves el departamento de salud pública de Illinois y de Iowa. Se trata de la ciclosporosis, una patología provocada por un parásito que se contrae al consumir agua o alimentos contaminados.

En el Estado de Illinois se han registrado 90 casos desde mediados de mayo y en el de Iowa, 15 desde finales de junio. Los síntomas de la enfermedad pueden comenzar a partir de una semana después de consumir el parásito e incluyen diarrea, pérdida de apetito, pérdida de peso, calambres estomacales, náuseas, gases y fatiga. También pueden presentarse vómitos, dolor de cabeza, fiebre y síntomas parecidos a los de la gripe. La patología puede durar desde pocos días a varios meses y aunque los pacientes mejoren, en muchas ocasiones vuelven a empeorar. Las personas enfermas pueden curarse con antibióticos.