Mantener medidas de protección evitará tercera ola de contagios del COVID-19

Durante las últimas tres semanas, la tasa de positividad de contagios por el COVID-19 así como el número de fallecidos a causa del virus ha ido bajando de manera sostenida. Sin embargo, hay que continuar acatando las medidas de bioseguridad para evitar una tercera oleada.

Positividad COVID-19, por departamento registrada entre el 18 y 25 de agosto. (Fuente: Minsa)

Positividad COVID-19, por departamento registrada entre el 18 y 25 de agosto. (Fuente: Minsa)

Los reportes más recientes del Centro Nacional de Epidemiología, Prevención y Control de Enfermedades, entre el 18 y el 25 de agosto, demuestran que Tacna es la única región que tiene un alto índice de positividad (44%), es decir, de cada 100 tacneños a quienes les aplicaron la prueba de descarte del coronavirus, 44 dieron positivo. En Lima, la tasa es de 24% y Apurímac tiene el porcentaje más bajo con 17.9 puntos.

Por otro lado, durante la primera semana de agosto, el promedio de decesos diarios registrados en el Sistema Informático Nacional de Defunciones (Sinadef) fue de 963, mientras que en la última semana, la media fue de 771 muertes diarias.

Si bien estos resultados son alentadores, los expertos coinciden en que no se deben relajar las medidas de protección hasta la llegada de la vacuna.

ESTRATEGIA Y CAUTELA

Consultado por Perú21, el médico epidemiólogo César Cárcamo, miembro del grupo Prospectiva e investigador de la Universidad Peruana Cayetano Heredia (UPCH), indicó que en agosto ha caído mucho más el número de fallecidos de lo que había disminuido en junio, antes del repunte.

Aclaró que “el descenso de muertes registradas en el Sinadef se ve más marcado que en el de la sala situacional, porque esta última solo da resultados sobre muertes confirmadas”.

El especialista también explicó que las poblaciones de mayor riesgo ya se han infectado y muchas, lamentablemente, fallecieron. Ahora los contagios se están concentrando en gente más joven, como los fiesteros del Thomas Restobar que resultaron estar contagiados, o los operadores de delivery que dieron positivo en Miraflores. Debido a que son un grupo de menor riesgo, influye en la caída de la curva de muertes.

Cárcamo, no obstante, advirtió: “Hay un grupo de la población que aún no se ha contagiado porque ha podido tomar todas las medidas de protección, sin embargo, si es que se relajaran las restricciones, ellos se infectarían y habría una tercera oleada”.

Para el fundador de MatLab, Marco Loret de Mola, si bien existe un descenso en la tasa de infectados, no hay tendencias durante la pandemia en Perú que se hayan mantenido en el tiempo. “Es muy bueno que haya bajado la tasa de positividad y de fallecidos, pero no hay ninguna garantía de que eso continúe. Se está tomando la foto de hoy”, explicó a este diario.

El experto recomendó que la población mantenga la distancia social, use mascarilla y no se confíe en que estemos venciendo la pandemia.