Kenji Fujimori seguirá siendo procesado por la presunta compra de votos

El excongresista Kenji Fujimori y su asesor Alexei Toledo, continuarán siendo procesados por los presuntos delitos de cohecho activo y tráfico de influencias agravado en referencia al caso de presunta compra de votos para evitar la vacancia del expresidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK).

Ello luego de que el juez Hugo Núñez del Juzgado Supremo de Investigación Preparatoria declarara infundado el recurso de excepción de improcedencia de acción interpuesto por la defensa de Fujimori Higuchi, que buscaba que el caso se archive.

En el recurso se planteaba que los hechos por los que se le quiere procesar al excongresista, no se ajustan a la tipificación de los delitos de cohecho activo y tráfico de influencias, por los que fue acusado.

El Comercio informó que, según la defensa, las conversaciones que Kenji Fujimori tuvo con el ahora fallecido excongresista Moisés Mamani, no tenían relevancia penal, eran parte de su función y la intención era salvaguardar la gobernabilidad del país.

Se argumentó que la actuación del excongresista no debería de ser considerada delictiva, como se afirma en la imputación fiscal.

Pese a estos argumentos, el magistrado Hugo Núñez determinó que los hechos descritos por la Fiscalía sí se ajustan al tipo penal imputado e indicó que cualquier análisis de los hechos materia de acusación deberán ser debatidos durante la etapa de control de acusación o posterior juicio oral.