Juan Carrasco sobre moción de censura: “Excongresistas estarían detrás”

El ministro del Interior, Juan Carrasco, ofreció una entrevista a Epicentro.TV en la cual fue consultado sobre quiénes estarían detrás de la moción de censura que busca perjudicarlo, políticamente. Ante ello, señaló que existen excongresistas detrás del pedido para retirarlo del puesto.

Por otro lado, indicó que asistirá al Congreso de la República las veces que este poder del Estado lo requiera. Subrayó que es respetuoso del rol fiscalizador de este órgano.

“Yo voy a acudir las veces que sean necesarias al Congreso. Soy muy respetuoso de la magistratura del Congreso. Si ellos piden que yo vaya a dar explicaciones sobre cualquier tema relacionado con la cartera del Ministerio del Interior, iremos. Sí, definitivamente, existen también operadores del Congreso pasado que todavía permanecen activos a todo nivel”, respondió Juan Carrasco.

“Yo he tenido bastantes investigaciones contra excongresistas. Uno de los que fue salvado fue el congresista Velásquez Quesquén a pesar de la abundante evidencia sobre presuntos delitos relacionados contra la administración pública. También está el excongresista Clemente Flores. Está el excongresista Héctor Becerril, está el excongresista Vásquez y otros excongresistas que ahora entiendo forman parte de otras organizaciones políticas”, agregó.

Por último, resaltó que no podría asegurar sobre un vínculo entre los congresistas de Renovación Popular, que presentaron la moción, y estos exlegisladores. “Yo no puedo aseverar que ellos tengan vínculos con Renovación Popular, sino, yo digo que tienen vínculos en otros estamentos políticos”, advirtió.

“Nosotros nunca blindamos a nadie y por eso también creo que es el temor de que un ministro del Interior con una hoja de vida intachable, transparente y que no le tiene miedo a nadie ni a nada esté a cargo de esta cartera, que es el soporte para todas las investigaciones; especialmente, investigaciones relacionadas con los delitos de corrupción de funcionarios”, concluyó.
El popular