El cambio climático como causante del coronavirus y su vínculo con murciélagos

El cambio climático puede ser un detonante decisivo para que el coronavirus haya hecho acto de aparición. Una investigación a cargo de expertos de la Universidad de Cambridge, en el Reino Unido, sugiere que el cambio climático podría haber desempeñado un papel fundamental en la ecuación.. Esa condición de variables en la naturaleza y el contacto con animales.

Y detallan más esta investigación. Las primeras evidencias de que las emisiones globales de gases de efecto invernadero durante el último siglo han hecho del sur de China un punto de acceso para los coronavirus transmitidos por murciélagos, al impulsar el crecimiento del hábitat forestal favorable para su desarrollo.

Ese cóctel llega por una especia de combinación de ciertas acciones como el aumento de la temperatura del planeta, la incidencia de luz solar y el dióxido de carbono atmosférico que puede considerarse como claves para el cambio de unas circunstancias naturales que han llevad a la aparición de dicho virus letal.

Así lo explican los expertos de dicho estudio. “”El cambio climático a lo largo de las décadas del siglo pasado ha provocado que el hábitat en la provincia china de Yunnan sea adecuado para más especies de murciélagos. Comprender cómo ha cambiado la distribución global de las especies de murciélagos como resultado de este hecho puede ser un paso importante en la reconstrucción del origen del brote causante de la COVID-19″.

Y dejan una sentencia: “Muy probablemente permitió nuevas interacciones entre los animales y los virus, haciendo que se transmitieran o evolucionaran virus más dañinos”.

El ambiente y los animales: el cóctel según la OMS

El coronavirus tiene su origen. Se encuentra en la naturaleza y se aprecia un poco mas allá. Es de origen animal. Así es cómo el equipo internacional de expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) desplazado en Wuhan (China) para la procedencia del virus ha concluido al respecto.

El principal candidato como transmisor del coronavirus es el murciélago, aunque los expertos tampoco descartan un pangolín o un visón.

Fuente: marca.com