Conoce las cinco ventajas del Microlearning frente a la estrategia convencional

Adquirir nuevos conocimientos debería ser un requisito obligatorio dentro de cualquier sociedad, pues nos permite adecuarnos a los cambios que se generan en nuestro entorno. Sin embargo, debido al estilo de vida actual, necesitamos que este tipo de aprendizaje sea corto, conciso y esté disponible desde cualquier lugar.

En un escenario de constantes cambios, en el que las tecnologías de la información predominan , el microlearning aterriza como una forma revolucionaria de aprendizaje flexible, adaptable y específica. Se trata de una metodología formativa que divide el contenido en pequeñas píldoras interconectadas, bajo casos práctico y útiles, que no saturan de información al estudiante. 

La escuela de negocios online ThePowerMBA desarrolla esta modalidad: clases de 15 minutos virtuales que estimulan la atención de los alumnos y facilitan una mayor asimilación de los conceptos. Cabe precisar, que el tiempo óptimo para conectar con los estudiantes y su retención de información oscila entre los seis y nueve minutos, según un estudio de The Science of Microlearning-Whitepaper.

Bajo esta premisa, ThePowerMBA presentan cinco beneficios del microlearning que contribuirán a un aprendizaje más efectivo y en cadena.

1. Retención de conocimiento. Al dividir la información en partes más pequeñas, el microlearning nos permite concentrarnos en una dosis por sesión, y repasar los temas en lecciones futuras. Al repasar el material impartido, se construyen redes neuronales más sólidas en el cerebro y se afianza la memoria pasando de corto a largo plazo.

Cabe precisar, que las personas tienden a olvidar más del 50% de la información aprendida tan solo 20 minutos después de la clase, dicho porcentaje decrece hasta el 40% a las nueve horas y al 24% a los 31 días, si es que no se revisa nuevamente. (Microlearning Global Benchmarck Report-Axonify 2018)

2. Perfecto aliado para el celular. Al tratarse de lecciones cortas, el estudiante podrá disponer de un tiempo que él escoja para aprender de los microcontenidos independientemente de lo ajetreado de su vida cotidiana, incluso desde el celular. 

Hoy en día, las empresas que ofrecen formación a sus trabajadores a través de dispositivos móviles, “aprendizaje del tamaño de un bocado”, ven que la frecuencia de capacitación aumenta en un 42%. (Microlearning Global Benchmarck Report-Axonify 2018).

3. Gradualidad. Las lecciones se van transmitiendo mediante microcontenidos conectados entre sí cuyo fin es lograr la comprensión de un tema específico gradualmente. Es decir, de lo simple a lo complejo. Esto contribuye a que los alumnos retengan toda la información antes de iniciar el siguiente módulo, es decir un aprendizaje continuo y en cadena.

Además, el microlearning en formato de clases grabadas se adapta muy bien al ritmo de aprendizaje de cada uno, permitiendo que el estudiante avance según sus propios horarios. 

4. Variedad de contenidos y formatos. Una de las ventajas principales de esta metodología es que el material de aprendizaje con el cual se puede implementar el microlearning es variado. El contenido puede impartirse por medio de herramientas web como vídeos, blogs, infografías, imágenes, esquemas, entre otros.

Esta característica es muy importante ya que la diversidad de herramientas con las cuales puede compartirse la microcápsula de contenido permite al alumno una mejor comprensión y retención de los contenidos.

5. Aumento de la motivación. Al terminar cada módulo, los alumnos se sentirán motivados al darse cuenta que están comprendiendo y poniendo en práctica los conocimientos adquiridos en sus respectivos cargos laborales o en sus propios negocios.

La asimilación de los contenidos a mayor velocidad contribuirá a la automotivación del alumno para finalizar correctamente el programa.

Esta estrategia de enseñanza ha cobrado un auge también en el ámbito del aprendizaje organizacional. Es aquí donde se vuelve necesario que el estudiante pueda comprender y retener más rápido para dar soluciones a corto plazo a los posibles riesgos que surjan en las empresas en las que se encuentran.

Fuente: Agencia andina