Caso Thomas Restobar: remueven a oficiales que participaron en operativo

Cinco oficiales del Escuadrón Verde de la Policía Nacional (PNP) que participaron en la intervención del sábado 22 de agosto en una fiesta en la discoteca Thomas Restobar de Los Olivos, donde hubo trece muertos, fueron removidos ayer.

Se trata del coronel Felipe Monroy, de los comandantes Freddy Hucharo y Guillermo Loconi, del capitán José Luis Amezquita y del teniente Víctor Arias. Amezquita y Arias fueron los que dirigieron al primer grupo del escuadrón que irrumpió la fiesta clandestina.

Nuevos videos obtenidos por La República detallan el instante de la aglomeraciones ocurridas esa noche en la escalera que dirigía al segundo piso de la discoteca Thomas Restobar. En las imágenes se observa que un policía está parado en la puerta bloqueando el escape del local y la aglomeración de las personas que buscan evadir a los efectivos.

Tales evidencias se suman a las reveladas el último domingo por este diario en donde se evidencia que fue un efectivo policial quien cerró la puerta de dicha discoteca. Producto de ello, la estampida de gente que buscaba huir de la PNP y otros elementos que están bajo la lupa de la Fiscalía, trece personas perdieron la vida.

Los videos contradicen la versión que brindó a la mañana siguiente el ministro del Interior, Jorge Montoya, quien aseguró que la PNP había cumplido de manera estricta los protocolos para salvaguardar la integridad de los detenidos en la discoteca.

En esa línea, ayer, temprano, el general de la PNP Máximo Ramírez rechazó que haya sido un policía quien cerró la puerta del recinto.

“Esa puerta nunca estuvo cerrada. Si por ahí entraron los agentes policiales y entraban también los asistentes”, manifestó a RPP.

Sin embargo, minutos después en TV Perú, el premier Walter Martos lanzó una advertencia: “De verificarse responsabilidad por parte del personal policial, en caso no hubieran cumplido con los protocolos que requieren, con toda seguridad que se tomarán las acciones y se determinarán las sanciones. No vamos a permitir que se rompan los protocolos”, enfatizó.

Martos sostiene que el ministro Montoya se pronunció en base a la información que le proporcionó el jefe del operativo. “Si eso no se ajusta a la verdad, indudablemente que eso no se va a aceptar”, puntualizó.

Restricción para Peña

Hasta el momento, el único responsable que ha recibido una medida preliminar del Poder Judicial (PJ) es el organizador de la fiesta ilegal en Thomas Restobar, el cantante Juan Peña Arias. Según sindicó Job Luque Ayala, promotor de la discoteca, el local fue cedido el día del incidente a Peña Arias porque supuestamente iba a realizar una reunión familiar.

El Segundo Juzgado de Investigación Preparatoria Transitorio le dictó 18 meses de impedimento de salida del país contra Peña Arias, en el marco de las denuncias de homicidio simple y violación de medidas sanitarias que afronta por lo ocurrido en Los Olivos. El cantante ya se había allanado a este disposición el sábado.

Ante el Congreso

En ese contexto, el titular de la cartera del Interior asiste hoy a la Comisión de Fiscalización del Congreso a responder por este caso. El congresista de Podemos Perú Aarón Espinoza fue quien propuso la semana pasada al presidente de esta comisión, Edgar Alarcón, citar el ministro Montoya por los videos difundidos que no concuerdan con la versión de la PNP.

Montoya ya había asistido el 24 de agosto a la Comisión de Defensa Nacional, presidida por el colega de bancada de Espinoza, Daniel Urresti. Allí respondió que la Policía no había utilizado bombas lacrimógenas, como lo señalaron algunos deudos.

Para las bancadas del Parlamento estas respuestas no son suficientes. Incluso el portavoz de Alianza para el Progreso (APP), Fernando Meléndez, exige la renuncia del ministro del Interior.