Bañistas acuden a playas de Lima tras levantamiento de restricciones.

Pese al cielo nublado y a la ausencia de sol, grandes y chicos acudieron hoy a las playas del litoral al entrar en vigencia el Decreto Supremo que levanta dicha restricción en las provincias con nivel de alerta moderado, como Lima Metropolitana y el Callao.

En la playa Los Yuyos, en el distrito de Barranco, se observó que padres caminaban sobre la arena con sus hijos, algunos con zapatos y otros descalzos, mientras que en otros casos corrían y remojaban sus pies en la orilla del mar, sin importar la presencia del viento.
Al parecer las niñas y niños fueron los más felices con esta visita, dado que corrían descalzos de un lado a otro con faldas o pantalones recogidos hasta la rodilla con tal de sentir el agua y la arena húmeda, algo que no podían hacer desde octubre del 2020, cuando se cerraron las playas debido al avance de la pandemia del covid-19.

En el mar también se pudo apreciar la presencia de surfistas, quienes, a diferencia de los bañistas, sí tenían permitido ingresar a las playas para practicar precisamente deportes acuáticos.
De acuerdo con lo señalado en la “Directiva Sanitaria para el uso de playas de baño en el marco de la covid-19”, quienes acudan a las playas deben portar mascarilla para protegerse del contagio de la covid-19, pero además no pueden comer. Únicamente puede llevarse agua para beber. 


Como se sabe, desde hoy, lunes 20 de setiembre, todo el país tiene acceso libre a a las playas del litoral, así como a los ríos, lagos y lagunas, excepto las provincias de Satipo (Junín) y Oxapampa (Pasco), que aún se encuentran con nivel de alerta alto.


La norma también indica que los usuarios deben ingresar de manera ordenada y deben mantener el distanciamiento físico de dos metros entre personas de distinto núcleo familiar, así como mantener limpio y desinfectado el espacio que utilicen.

Fuente: andina.pe