Argentina aprueba cupo laboral para personas transgénero, transexuales y travestis en el sector público

¡Histórico! El gobierno de Argentina publicó este viernes 4 de septiembre el Decreto 721/2020, el cual establece un cupo laboral mínimo de personas travestis, transexuales y transgénero en el sector público.

La medida permite que los “cargos de personal” en el Estado sean ocupados “en una proporción no inferior al 1% de la totalidad de los mismos” por las personas de la comunidad mencionada. Estas deberán reunir “las condiciones de idoneidad para el cargo”.

Con el fin de cumplir esta norma, el decreto señala que “se deberán establecer reservas de puestos de trabajoa ser ocupados exclusivamente”por estas personas que conforman la comunidad LGTBI. Así lo informó la agencia EFE.

Además, el Gobierno creó un “Registro de Anotación Voluntaria de Personas Travestis, Transexuales y/o Transgénero Aspirantes a Ingresar a Trabajar en el Sector Público Nacional”, en el que se condensarán los perfiles laborales de quienes estén interesados, aunque este no es un requisito obligatorio para conseguir el empleo.

Se aclaró que esta norma no implica el “cese de las relaciones laborales existentes”, lo cual impide que se despidan a trabajadores públicos que se encuentren en actividad.

“Solo un 10% de la población travesti y trans está empleada formalmente", aseguraron organizaciones firmantes con el fin de evidenciar las barreras sistemáticas que enfrentan para acceder a un trabajo digno. (Foto: Difusión)
“Solo un 10% de la población travesti y trans está empleada formalmente”, aseguraron organizaciones firmantes con el fin de evidenciar las barreras sistemáticas que enfrentan para acceder a un trabajo digno. (Foto: Difusión)

El decreto, firmado por el presidente Alberto Fernández, beneficia a “las personas travestis, transexuales y transgénero, hayan o no efectuado la rectificación registral del sexo y el cambio de nombre de pila e imagen”.

Asimismo, el documento hace énfasis en que regirá un principio de “no discriminación” en la que se detalla que estas personas tienen derecho a la “protección contra el desempleo”, por lo que “no podrán establecerse requisitos de empleabilidad que obstruyan su acceso al mundo laboral”.

Por ello, “el requisito de terminalidad educativa no puede resultar un obstáculo para el ingreso y permanencia en el empleo” de los integrantes de este grupo que, en cambio, podrán comenzar a trabajar “con la condición de cursar el o los niveles educativos faltantes y finalizarlos”.

El Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad será el encargado de hacer seguimiento y verificar que esta nueva disposición se cumpla, la cual se adelantó a siete proyectos de ley que tenían como fin la implementación del cupo laboral trans.