Aprobación del ministro de Salud, Víctor Zamora, cae en un mes y se ubica en 54%, según Ipsos

Hasta el 19 de mayo, el número de enfermos por coronavirus en el Perú ascendía a 99,483; y los muertos eran 2,914. La prolongada cuarentena no detiene los crecientes contagios y el ministro de Salud, Víctor Zamora, está pagando esa factura.

A mediados de abril, Zamora comunicó al país que entre el 25 y el 26 de ese mes se estaría llegando al pico de contagiados, lo que dejaba inferir que desde ese momento empezaría el descenso. Pero eso no ha sucedido ni por asomo. Más bien, todo lo contrario. Por esas fechas se registraban poco más de mil nuevos casos positivos al día, ahora el número diario sobrepasa los 4 mil. Esto ha provocado que la población comience a desconfiar del Minsa y claramente de su titular, así lo reflejan los resultados de la última encuesta nacional de Ipsos Perú.

En abril, Zamora contaba con el 71% de la aprobación ciudadana, la gente confiaba en que las estrictas precauciones que tomaba el presidente aconsejado por el ministro de Salud se verían traducidas en la reducción de casos. Pero en un mes y a poco de cumplirse 70 días de aislamiento social, el titular de Salud ha perdido 17 puntos de aprobación y obtiene ahora 54% de respaldo.

Otro aspecto que habría minado la confianza en el ministro Zamora sería su muy mala relación con sus colegas. El Colegio Médico del Perú (CMP) ha manifestado su incomodidad por las decisiones que adopta el hombre del gobierno, pero, sobre todo, por sus expresiones respecto de los profesionales de la salud. La gran mayoría de ellos en la primera línea en la lucha contra la pandemia.

El gremio médico le ha pedido al ministro que dé una disculpa. Con muy poca inteligencia social Zamora dijo que sus colegas, muchos de ellos contagiados por asistir a los enfermos, “son igual de ciudadanos que el resto” y que su trato no debería ser especial.

A la fecha hay 23 médicos fallecidos y, en muchos casos, se contagiaron por la falta de implementos y equipos de bioseguridad en su trabajo. En ese contexto el CMP pidió que Zamora dejara el cargo.

Sin embargo, la figura que sí ha crecido en este adverso panorama es la de Pilar Mazzetti, la doctora a cargo del comando COVID-19. Ella no tiene una función ejecutiva, pero sus cualidades comunicacionales son muy altas. De acuerdo a Ipsos, el 64% aprueba su gestión. Mazzetti destaca por ser clara y directa en sus reportes. Posee un mejor perfil.

TENGA EN CUENTA

-El ministro de Salud ha señalado que no pretende renunciar al cargo e insiste en que su puesto está siempre a disposición del presidente Martín Vizcarra. 

-Zamora cumple hoy dos meses a cargo del Ministerio de Salud.

Fuente: Infórmate Perú